cartel-Magnificent-Ambersons

Guión y dirección: Orson Welles, según una novela de Booth Tarkington.
Actores: Joseph Cotten, Dolores Costello, Anne Baxter y Tim Holt.
¿Por qué? Se la puse a mi pareja que no la había visto.  Había oído hablar de Orson Welles pero no había visto ninguna de sus películas clásicas.  Empecé con “Citizen Kane”, le gustó, y ahora ha venido ésta.  Esto ocurre con los jóvenes de 30, solo ha pasado una generación pero su base cultural ha cambiado completamente.  La televisión ya no emite cine en blanco y negro y los jóvenes de hoy no saben lo que se pierden.
¿De qué va?  Es la historia del hijo de una familia noble que no sabe tolerar los comportamientos que no comprende y hace imposible la historia de amor de su madre con un viejo amigo de juventud.  Este es el pretexto, pero sobre esta historia de evolución personal hay un poema general sobre el paso del tiempo, sobre el cambio de las costumbres, la moral pública y sobre el nacimiento de un nuevo país con nuevos ricos y nuevos valores que enterrarán a los antiguos.
¿Por qué merece la pena? La revisión me ha defraudado por un final demasiado precipitado y mal justificado pero la explicación está en los libros de historia.  El esplendor de los Ambersons pertenece a grupo de películas de grandes directores que fueron mutiladas por productores cobardes, como El Sur, o Simón del desierto.  La RKO cortó 50 minutos y añadió un final feliz.  Esta explicación es, para mí, perfectamente satisfactoria.  Dicen también que Orson Welles se encontró un día con su película en un pase por televisión y opinó que, pese a sus defectos, era una buena película.  Estoy también de acuerdo. La dirección es magnífica y consigue el tono exacto de romanticismo trágico y nostalgia.  Es, al igual que “Ciudadano Kane” una gran película de Welles pero con personajes positivos con los que el público tiene necesariamente que simpatizar.  Para mí, una de las tres películas imprescindibles de Welles (la otra sería “Sed de mal”).
Resulta curioso adivinar los motivos personales que llevaron a Welles a dirigir esta película.  Al parecer, el escrito Booth Tarkington era un amigo de su familia y alguno de los personajes estaría inspirado en su padre.  El propio protagonista, el joven George Amberson, tiene un cierto parecido físico con Orson Welles y, quizá, el famoso director entendía bien su orgullo y megalomanía.

Trailer.
Críticas en Rottentomatoes.

¿Te gustó? no lo guardes solo para tí.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *